15 enero, 2017

¿Soy demasiado formal y me tomo las cosas demasiado al pie de la letra?

Como mi mujer y yo íbamos a viajar a Madrid para llevarle una mesa desmontada a mi hija, colgué el viaje de ida en Blablacar.

Una tal Vanesa me hizo una pregunta pública con el fin de saber dónde podíamos dejarla. Fue entonces cuando me di cuenta que sería mi mujer la que llevaría el coche, y pensé que haber colgado el viaje a mi nombre podía ser un problema. En Blablacar la gente deja comentarios sobre la puntualidad, la agradable conversación y la buena o mala conducción de los participantes y por esos comentarios puedes guiarte a la hora de reservar o no un viaje.

Respondí en público la pregunta que me hacía y, con cierta preocupación, me apresuré a aclararle que el coche lo conduciría mi mujer, pensando que esto era algo importante y que debía saberlo.

A continuación la tal Vanesa reservó su plaza y en público se limitó a aclararme que la reserva que había hecho era para una amiga.


:)

Gente joven, con más práctica que yo en Blablacar, me ha explicado que es frecuente reservar viajes para amigos y parece que a nadie le parece mal. Lo de cambiar el conductor no debe ser tan frecuente pero la gente con la que hablaba tampoco le daba importancia. 

14 enero, 2017

Conformismo, aceptación y cambio.

He descubierto que pertenezco a un grupo de la Iglesia que podríamos llamar "cristianos budistas". No estoy seguro cómo se come eso pero a esa conclusión he llegado.

Le preguntaba yo a B. si en realidad el budismo no es demasiado conformista porque predica la aceptación de la realidad tal y como es.


Me respondió algo que me parece sensato y acertado. No se trata de que aceptes aquello que creas que debe ser cambiado, sino que una vez que lo intentes  aceptes el resultado. 

10 enero, 2017

Jared Diamond como consejero.

En un capítulo de El mundo hasta ayer  de J. Diamond se explica que solemos tener miedo a cosas muy espectaculares (un accidente de avión, un ataque terrorista, una epidemia de ébola –con dos o tres personas infectadas en todo el país). Son miedos irracionales. La gran mayoría de nosotros no moriremos por ninguna de esas causas. Moriremos por problemas derivados de la hipertensión, la diabetes o cosas parecidas.

Me he comprado un aparatito para medir la tensión (tuvimos uno que se estropeó hace años).
Voy a bajar peso y voy a dar un paseo de una hora todos los días. Ya llevo unas semanas haciéndolo.


Leo a Diamond como si fuera un libro de autoayuda. 

:)

09 enero, 2017

La sabiduría dialéctica de un amigo.

Unos amigos recordaban el otro día la entrada donde yo llamaba majadero a otro amigo.

Voy a contar una anécdota que muestra que el majadero no es tal. Aunque a veces diga majaderías.

Tras una comida hablando con él de política (él votó Podemos ¡Dios mío!) me contó el siguiente cuento:

"Dos hombres discutían, sin llegar a ponerse de acuerdo, porque mientras uno decía que el vino que tomaban tenía un sabor a algo metálico, el otro juraba que sabía a cuero. Cuando un día rompieron la barrica encontraron en el fondo una llave sujeta con un cordoncito de cuero." 


Yo estaba caliente tras la discusión y era uno de esos días que lo hubiera llamado majadero, pero hoy quiero reconocer que la lógica oriental y el pensamiento dialéctico los tiene más integrado que yo.

08 enero, 2017

Evolución y mejora de la vida individual.

Una de las ideas que me ha impresionado mucho de Sapiens es la siguiente.

El hecho de que una especie haya tenido mucho éxito desde el punto de vista de la evolución –es decir, haya crecido enormemente y haya aumentado exponencialmente el número de sus individuos- no significa que todas esas poblaciones enormes sean individualmente más felices o tengan una vida mejor que cuando la especie tenía una población más escasa.

¿Es seguro que vivían mejor individualmente los sapiens tras la revolución agrícola que cuando eran cazadores recolectores? Esto se había puesto en duda antes de que lo contara Harari, (Harari llama a la revolución agrícola el mayor fraude de la historia) creo que yo se lo leí a J. Diamond en El tercer chimpancé, pero lo que es nuevo para mí es la idea de que muchos individuos no significa necesariamente un progreso. La población aumentó tras la revolución agrícola, ¿pero vivían mejor las nuevas poblaciones que las antiguas?

Supongo que este argumento le gustará a Pseudópodo porque él tiene tendencia a pensar que la historia tiene algo de retroceso, en lugar de progreso. Al menos en algunos aspectos. O al menos, maticemos, que no podemos dar por sentado que todo cambio será para mejor. Y él se “harta” a encontrar ejemplos de lo contrario. Me gustaría poder enlazar aquí un post en su blog en el que escribía sobre la leche recién ordeñada de los pueblos y la que nos llega en el tetrabrick, otro en que comparaba el modo que ahora tenemos de escuchar la música con el de antes, y otro más en el que cuestionaba el éxito de la Ilustración. Me gustaría pero me llevaría encontrarlos un tiempo que no tengo. Si alguien me los pide se los busco. En realidad, cuando quieres algo sacas tiempo para ello, (je je).



El pie de foto resume la idea que os he contado, pero en este caso aplicado a los animales domésticos, según Harari víctimas de la revolución agrícola.

Otro asunto que me ha hecho gracia: mi amigo británico me dijo que en el libro hablaba sobre el vegetarianismo. No es así, él, al leer este capítulo del que os hablo encontraba argumentos para ser vegetariano, pero lo que importa al autor, y el verdadero núcleo del capítulo, no es si los animales viven ahora peor sino si los sapiens agricultores empeoraron su modo de vida aunque consiguieran extender su ADN por toda la tierra.

También se lo plantea para nuestra época. Una trabajadora china que pasa extenuantes y largas jornadas laborales en las tareas repetitivas de una fábrica ¿no vive bastante peor que un cazador recolector que ocupaba su vida en tareas variadas y tenía muchos ratos de ocio para charlar con sus iguales, incluso aunque la trabajadora actual viva más años?

Años atrás, el aumento de la esperanza de vida y el enorme éxito del ser humano como especie me parecían argumentos incontestables para afirmar que hemos mejorado. Hoy no lo tengo tan claro.

07 enero, 2017

Un pueblo medieval en la cercana Portugal. Y sin haberlo deseado me ha salido un pareado.

Estoy en Cáceres, en el camping, pasando unos días con mi mujer en la caravana. Ayer nos acercamos a Portugal (desde Valencia de Alcántara) donde encontramos, sin buscarlo, un pueblo encantador.

Se trata de Marvao.

Vimos un pueblo amurallado en lo alto de un cerro y pensamos que tenía que ser bonito.

Lo primero que se me ocurrió paseando por los muros del castillo medieval es que allí vivió alguien con mucho miedo. ¡¡Cuantas barreras y protecciones!!



El paisaje que se divisa desde allí es llamativo. Una inmensidad de tierras lejanas que se extienden en todas direcciones. Pasé un buen rato paseando y asomándome desde lo alto de la muralla.

Podría decir que me quedan dos días para volver al trabajo. Mis vacaciones se acaban. Podría decirlo pero no voy a hacerlo, porque el futuro llegará cuando toque y siempre será un presente. Se por experiencia que el malestar futuro -el de tener que trabajar- siempre pesa más antes de llegar que cuando realmente llega. "Cada día tiene su afán" dice el evangelio.

Por cierto, Harari, el de Sapiens, resume la meditación budista del siguiente modo:

Gautama desarrolló un conjunto de técnicas de meditación que entrenan la mente para experimentar la realidad tal como es, sin ansiar otra cosa. Dichas prácticas entrenan la mente para centrar toda su atención en la pregunta "¿Qué es lo que estoy experimentando ahora?", en lugar de "¿Qué desearía estar experimentando? (p. 252)


04 enero, 2017

Un cuento de sabiduría.

Erase una vez un hombre que quería ser feliz y cada día se esforzaba por alcanzar ese estado y cada noche sufría por no haberlo conseguido. Pero todas las mañanas reiniciaba sus esfuerzos y siempre así, un día y otro.
Una noche, cuando estaba lamentándose, como todas las noches, se le apareció un ángel que se ofreció a responder, desde su sabiduría angélica, todas las preguntas que deseara.
El hombre se apresuró a preguntarle qué tenía que hacer para ser feliz y el ángel le explicó que la felicidad no se lograba nunca, que era una quimera que el diablo había inventado para hacer sufrir a los humanos.
Al principio al hombre le costó creerlo pero cuando lo hizo pudo vivir feliz el resto de su vida.

03 enero, 2017

Leyendo "Sapiens"

Harari, profesor de historia en la Universidad de Jerusalén, explica en esta charla TED la idea principal de su libro Sapiens. Que los homo sapiens se impusieron a los demás "hombres" porque inventaron ficciones e irrealidades, y esas fantasías, los mitos, unían en torno a esa creencia común a un grupo enorme de desconocidos y hacía posible que cooperaran en un enfrentamiento contra otros grupos que eran siempre más pequeños porque basaban sus vínculos en la familiaridad y el conocimiento mutuo de sus miembros, no en una fe común. 


El homo sapiens es aquel que construye su vida social en torno a mitos (invenciones en las que todo el mundo cree) y estos le han permitido formar imperios, construir pirámides, comerciar y llegar a dominar la tierra entera.

Vivimos en una irrealidad, la cultura, que solo es real porque todos creemos que lo es. 

Muy interesante. 


Creo que volveré a hablar de esto próximamente. 


02 enero, 2017

Leny tuvo una segunda hija.

Los más antiguos lectores de este blog, alguno habrá, me habréis oído hablar de Leny.

Leny era la autor de un blog en los tiempos en los que nadie escribía aún blogs. Era una informática, motera, a la que gustaba el Heavy Metal, y gran amante de los animales. A una perra se la mató un coche y escribió un conmovedor testimonio sobre ello.

Yo no la conocía de nada pero llegué a su blog a través de Lafoca, antigua lectora, y seguí sus peripecias por Polonia (trabajó allí una temporada). sus conciertos, sus novios, y al final el nacimiento de su hija. Al nacer la niña no podía dedicarse al blog, poco a poco dejó de escribir y lo terminó cerrando. Es una pena que ya no se pueda visitar. Era como una novela por entregas. Muy interesante.

Aún tengo guardados un montón de entradas de su blog que fui copiando y pegando pacientemente –antes de que lo cerrara- hasta hacerme con una copia entera de sus entradas de los primeros años. Lo cierto es que no las he mirado nunca pero ahí deben estar.

Hoy por una casualidad tonta encontré otra vez a Leny en Internet.


Ha tenido una segunda hija y ha escrito esto aquí y también esto otro aquí. 

No es que crea que dice cosas interesantísimas y que es una escritora insuperable. Pero le tengo cariño porque la seguí durante varios años y sabía contar muy bien su vida. 

Me alegro que le vaya bien. 

01 enero, 2017

Noche vieja.



Ayer fui por la mañana a León a ver a un amigo que veo muy pocas veces al año. Llevé a un pasajero de Blablacar (12 euros) y traje a otro (otra), (12 euros). Me regaló Sapiens, de Harari, que a él le está gustando mucho.

Por la noche no fui a cenar con la familia política, no tenía el vientre muy católico ni muchas ganas.

Pasé el cambio de año en la cama, mirando la tablet. En el silencio de la habitación se escuchaban intermitentes voces de la casa contigua y pensé que cuando sonaran las campanadas se oiría el barullo posterior y los brindis pero no fue así, me pasó inadvertido el paso de un año a otro.






.....................
El amigo de León me dijo que se marchan a Venecia esta semana.
Le pregunté si conocía la canción de Charles Aznavour, que yo he conocido hace poco: ¡Qué triste está Venecia!

- La conozco y aun así, vamos.

:)




30 diciembre, 2016

El resultado.

Es un gran error hacer las cosas atendiendo al resultado. Lo hacemos constantemente pero el resultado final de todo sabemos cuál es: Moriremos.

Desde que leí aquel relato sobre fregar los platos, bastantes veces, mientras estoy haciendo algo útil, recuerdo esa historia y me digo: quiero hacer esto, no busco solo el resultado, quiero hacer esto, esto es vivir. Quiero vivir haciendo esto.

Por cierto, en la página web de donde corté y pegué el cuento Zen -para no tener que escribirla yo mismo- había después una broma que no copié.

Si lo que quieres es fregar los platos y no solo tenerlos limpios... en el estante tienes otro montón de platos limpios que también puedes fregar.


29 diciembre, 2016

Hace ya días.

El día 9, día de la Inmaculada, murió mi madre.

28 diciembre, 2016

todo está aquí.

Cuando paseo me gusta recitar, como un mantra, la poesía de Santa Teresa "Nada te turbe..."

"Quien a Dios tiene nada le falta." El problema surge porque creemos que solo tenemos a Dios si lo merecemos. Pero no es así, a Dios no se le merece nunca. A Dios se le tiene ya, gratuitamente. Solo nos falta saber verlo. Anhelamos algo que ya tenemos. Y eso sí, aceptar que Dios sea como es, y no como creemos nosotros que debe ser.

Descansar en Dios consiste en aceptar la vida como es. A los que se inician en la meditación y ven mil problemas en su modo de meditar Jalics les consuela diciéndoles: No tienes que lograr nada. Todo está aquí. Todo se te da en el presente.

Me gustaría tener presente este consejo constantemente:

TODO ESTÁ AQUÍ, TODO SE TE DA EN EL PRESENTE.

27 diciembre, 2016

Ego y los de otros.

Para saber cuanto apego le tienes a tu ego, nada como ver el rechazo que te produce el de los demás. A mí, mucho. 

26 diciembre, 2016

Colas y muerdos.

Mi hermano, que ha pasado varios años con su familia en Londres, ha vuelto definitivamente a España y sus hijos son muy valiosos a la hora de describir el modo de ser de los españoles, a quienes ellos ven con mirada británica.

En el colegio de Londres, para comprar el bocadillo, los niños forman una cola que todos respetan. En el bar español los chavales se agolpan desordenados delante de la barra pidiendo a voces sin orden ni concierto. Mi sobrino ya se ha acostumbrado a ese caos, pero al principio eran sus amigos quienes tenían que pedir por él.


También le llama la atención “los muerdos”. En Londres si alguien te pide un poco del bocadillo, cortas con la mano el trozo del que tú has mordido y que luego te comerás, para después partir un trozo limpio para el compañero. En España, el amigo se te acerca, ¿me das un muerdo?, y antes de que reacciones da directamente un mordisco en la zona donde tú estabas mordiendo. ¿Bacterias? ¿Escrúpulos? ¿Qué es eso?

25 diciembre, 2016

Feliz Navidad

Lamento haber tenido el blog tan abandonado.
Vuelvo para desear Feliz Navidad a todo el mundo.
Os recomiendo dos blogs que han escrito entradas para felicitar la Navidad.

El terreno paradójico en el blog de Pseudópodo

y


Feliz Navidad de partedel Bosque Encantado en el blog de Hesperetusa. 


¡¡FELIZ NAVIDAD!!

11 diciembre, 2016

Grupo y perseverancia.

Somos animales gregarios. En el libro Mindware explica algo ya sabido: que las personas hacen lo que hacen los demás. El autor deduce de este hecho, y parece que está probado con experimentos, que existe una manera sencilla de conseguir cambios de conducta. Un ejemplo: jóvenes que beben demasiado alcohol disminuirán su consumo si se les da a conocer mediante unas estadísticas que la mayoría de los jóvenes beben menos que ellos.

Por esta razón creo que es importante el grupo de meditación al que me acerco los jueves. Si tú meditas todos los días en tu casa, puedes sentirte un bicho raro. Si estás en contacto con más gente que medita y todos los jueves te juntas con ellos a hacer lo mismo, esa necesidad gregaria que tenemos los seres humanos queda satisfecha y es mucho más fácil que perseveres en la meditación.


Quitando a la coordinadora, que se llama Lali y que lo poco que sé es que es monja, nada sé de todos los demás. Ni siquiera sus nombres. Solo de uno de ellos, que fue quien me hizo saber que existía el grupo, sé que llegó a esto a través de un retiro de Amigos del Desierto. No hablo con nadie ni antes ni después de la meditación. Nadie habla con nadie, que yo sepa, si exceptuamos cuatro frases prácticas relativas a la colocación y recogida de los cojines y los banquitos al final de cada sesión. 

Creo que un grupo de este tipo es muy importante para perseverar. 

09 diciembre, 2016

Una frase feliz de "El novio del mundo".

El ingenio tiene mucho de fuego de artificio, y, en ese sentido, es algo vacío y insustancial. Al mismo tiempo, a veces, esconde grandes verdades en su aparente superficialidad.

No puedo encontrar el lugar exacto en el libro que he sacado de la biblioteca así que cito de memoria aunque ponga comillas.  (Por cierto, aunque últimamente me inclino sin dudarlo por el libro de papel frente al digital, pero reconozcamos que en un documento digital encontraría la frase en un periquete) 

“La vida se divide en dos mitades. En el primer trecho sentimos nostalgia del futuro. Y en el segundo… del pasado.”

La frase, que me parece genial, denuncia ese triste y maldito no querer vivir donde vivimos. Ese, tan humano y lamentable, soñar con lo que vendrá (o lo que fue)  huyendo y perdiendo siempre la vida concreta del hoy.  

¡Qué equivocado ese “desear” constante lo que no se tiene en lugar de aceptar y vivir plenamente lo que hay y el lugar en el que se está!


Estos días, especialmente ajetreados, me ha venido a la cabeza varias veces una frase de “Biografía del silencio”. Lo que hay que hacer con los problemas es vivirlos, en lugar de querer huir de ellos. Vivirlos. 

06 diciembre, 2016

El novio del mundo.

Sigo leyendo a Felipe Benitez Reyes. Estoy ahora con El novio del mundo. Tan divertida como –El azar y viceversa.

La creencia de fondo de este autor es que la vida está gobernada por el azar. No hay sentido, no hay providencia, todo es absurdo. El azar ciego aparece por doquier explícitamente. No participo de esa creencia, pero el autor cuenta las cosas con tanta gracia que cautiva. La palabra que mejor lo define creo que es “ingenioso”. El ingenio son serpentinas y fuegos artificiales. En seguida se convierten en nada, pero entretienen el tiempo. 

Creo que Peter Berger en Rumor de ángeles defiende que el humor es un signo de la trascendencia. Poderse reirse, poder mirar las desgracias humanas con humor es un modo de mostrar que ese dolor puede ser trascendido. Que la muerte no es la última palabra.

La gracia que exhibe Benítez Reyes constantemente de algún modo no reconcilia con los males que narra. Supongo que todo esto es una justificación que me busco para seguirlo leyendo pero lo paso muy bien y me parece que merece la pena.

Me llama la atención que esta novela, El novio del mundo, que mereció el Premio Nacional de la Crítica y el Premio Nacional de Literatura sea más ácida que El azar y viceversa. Parece que con los años el autor (nació en 1960, un año después que yo) se hubiera dulcificado y hecho más amable. La pasión de la juventud, extremada, da paso a una visión menos amarga de la existencia.


Ambas novelas merecen la pena ser leídas. . 

01 diciembre, 2016

Un texto de la novela de Felipe Benitez Reyes.

En el libro del que hablé aquí no se abusa de las palabras malsonantes pero en el texto que reproduzco se repite una insistentemente.

Si este texto no os hace gracia no sé si os interesará el libro.

Nuestro propósito era divertirnos , que a nuestra edad era un eufemismo del verbo “follar”. Follar tenía mucho prestigio por entonces: un verbo mítico. No importaba con quién follases: lo importante era follar. No era imprescindible follar a lo grande, sino follar un poco. Follar un poco era follar a lo grande. Gordas o flacas, rubias o morenas. Follar, en fin. Cupido, Palomo y yo íbamos a los carnavales principalmente a follar. “A ver si follamos”, y estábamos convencidos de que sí. Pensar en follar era ya casi follar. 

29 noviembre, 2016

Una novela muy entretenida.

Lo he pasado muy bien leyendo “El azar y viceversa”, una novela de Felipe Benitez Reyes.

No es una novela profunda pero se pasa muy bien con ella. No es solo lo que cuenta (que son cosas muy variadas y curiosas) sino también cómo las cuenta, con reflexiones y expresiones muy graciosas a cada paso. No creo que pasen tres páginas sin encontrar algunas frases muy bien traídas y muy graciosas.


La reseña que me llevó a leerlo es de un compañero mío que tiene un blog sobre libros. El mismo compañero que hace el programa de radio “Buscando leones en las nubes”. 



26 noviembre, 2016

Descubrimiento.

Sigo leyendo cosas sobre meditación.

Creo que ha sido en el libro de Jalics en el que he aprendido lo siguiente.

Queremos cambiar y mejorar, pero el cambio radical consiste en prestar más atención a Dios que a nosotros mismos. Querer cambiar –aunque sea para ser merecedores del amor de Dios- no deja de ser sino otra forma de egocentrismo. Seguir mirándonos del ombligo.

Cuando se descubre la grandeza del amor de Dios nuestro modo de ser queda en segundo plano. Ya no tiene importancia porque lo que brota es la alabanza . Todo lo demás es irrelevante. Ya da lo mismo cómo seamos nosotros y nuestros pecados, lo importante es cómo es Dios y Dios lo llena todo. Ya no pasa nada si seguimos siendo pecadores, eso es lo de menos. 

Solo desde esta experiencia puede darse un cambio en nosotros, pero no un cambio a base de esfuerzo sino una revolución nacida de otro modo de ver las cosas.

Yo quiero ver esa grandeza del amor de Dios. Ver la vida como una maravilla regalada por Dios. 

24 noviembre, 2016

Varios

Nuestro gozo en un pozo. Hoy, por primera vez, después de ponerlo a orinar a las 7:30 se ha meado en la entrada a las 9:30.

Sigo yendo al grupo de meditación de los jueves.

Estoy leyendo una novela muy entretenida: "El azar y viceversa" de Benitez Reyes.

También he descubierto unas tiras cómicas clásicas: Calvin y Hobbes. Entretenidas también y mucho más interesantes que un montón de comic que he leído ultimamente.

23 noviembre, 2016

Como a un niño.

Una de las grandes servidumbres de tener un perro es la obligación de recoger del suelo con una bolsa de plástico las cacas que deja en la calle y por fuerte que sea la bolsa el asunto no puede ser placentero. Trapiello lo cuenta con gracia en uno de sus diarios. “Esa no la recogeré yo”, pensó cuando vio la de un perro ajeno al día siguiente de haber llevado, por fin, al suyo de Madrid a su finca extremeña.

Los que tenemos gatos hemos  de limpiar el arenero pero al menos usamos una pala y en ningún momento obligamos a nuestros dedos a percibir la textura y consistencia de las heces del animalito. Las cacas de gatos huelen fatal, pero otra cosita es no tener que tocarlas, aunque sea con plástico interpuesto. 

El asunto es que uno de mis gatos mea algunos días fuera del tiesto. Y no me refiero a que algo de orín se escape del arenero cuando lo hace, no. Lo que sucede es que por no sabemos qué misterio el gatito, el más joven, quiere marcar su territorio, o está estresado o lo que sea y nos echa una meada en la entrada de casa de vez en cuando. Otras veces en mi despacho, bajo la mesa. Una vez, allí debajo y sobre la mochila donde llevo los libros a clase. Pero donde prefiere es en la entrada.

Hemos intentado varias soluciones. Determinar si tenía infección de orina, cerrar la entrada con una especie de verja, rociar la zona con un ambientador de fenomonas felinas …

Nada ha dado resultado. Hay temporadas en blanco, pero otras salimos a meada diaria.

La úlltima estrategia que de momento funciona es poner a mear al gato. Como se hace con los niños cuando están aprendiendo a controlar los esfínteres. Cada cuatro o cinco horas lo llevo al arenero, lo coloco sobre la arena y lo hace nada más tocar tierra.

Por la noche lo encierro en nuestro dormitorio. Nunca lo ha hecho allí y creemos que si quisiera salir maullaría. De momento la cosa funciona. Cuando me despierto a las tres o cuatro horas de acostarme, me levanto y lo llevo a hacer pis. Y a las siete y media cuando me levanto lo mismo. Aún no sé si aguanta toda la noche sin aliviarse, por eso me curo en salud.

Llevo así una semana y mi hijo me ha dicho hoy que un gato vive  a veces veinte años y que no sabe si voy a aguantar.


De momento prefiero eso a tener que recoger del suelo con papel de cocina la orina y frotar luego con vinagre el sitio para que no quede el olor. 

20 noviembre, 2016

HISTRIÓNICO.

Si. Sigo vivo.

En un libro de psicología encuentro un capítulo sobre tipos de personalidad. Hay varios que parecen ser el mío, pero quizás con el que más me identifique sea con este.



 Quizás por ser el mayor mis padres me prestaban mucha atención. Cuando me parece que no me prestan tanta me siento decepcionado.

Normalmente no me preocupo de mi aspecto, y no visto nada extravagante. Aunque hay veces en que sí (pelo rojo).

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...