24 mayo, 2014

Cuando la dicha acaba.

Hace unos meses no sabía que iba a leer tanta poesía. Es una poesía que casi parece prosa, por eso me gusta, quizás, y porque es descriptiva y se entiende a la primera. Hay muchos poemas hermosos de Eloy Sánchez Rosillo, pero algunas veces me parece que no remata el poema. El que traigo aquí hoy me parece redondo. Tiene un título en inglés, está hecho de alejandrinos y el final no puede ser más expresivo.

All passion spent.

Cuanto trabajo cuesta, cuando la dicha acaba,
admitir que acabó y aceptar dignamente
esa nada terrible que sigue a la hermosura.
Ha cesado el encanto y ya no somos dueños
de aquella llamarada: tanta luz, maravilla
de lo que siendo efímero semeja eternidad.
Ahora vuelven los días a ser hábito triste,
tiempo destartalado en el que va cumpliéndose
nuestro destino de hombres. "No puede ser -decimos-
verdad esta indigencia en que nos ha dejado,
de repente la vida; un mal sueño nos tiene."
Y removemos, tercos, la escoria de la luz.
Pero nada encontramos. Y respiramos muerte.

1 comentario:

  1. Carcajadas transatlánticas al tercer verso. Tarde se aprende lo sencillo...

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...