17 septiembre, 2016

Preocupaciones e ilusiones.

Porque mi padre así lo ha querido he cambiado la mujer que lo cuidaba como interna durante la semana.

Aparte de los papeleos con la Seguridad Social y enseñarle las rutinas necesarias la elección de la nueva mujer siempre me supone una cierta violencia. De repente me convierto en un pequeño dios que decide quién de las mujeres que me presentan en Caritas tendrá trabajo, quizás por bastante tiempo. Difícil decisión.

Además tienes que acertar. La nueva que lleva una semana (ya asegurada) a mi padre no le gusta, aunque no son razones de tipo objetivo. ¿Qué hago? De momento tiene que aguantar un mes y luego ya veremos.

............................................
Estoy ilusionado con el curso de meditación que hago al final de septiembre. Ya tengo el programa y los detalles.
Espero que suponga un nuevo empuje. Últimamente estoy decayendo. Me he quedado atascado en el capítulo 5 del libro de Jalics y aunque medito casi diariamente no cumplo los tiempos que se piden en el libro.
Pero el curso me va a dar nuevas fuerzas.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...