03 septiembre, 2015

El fracaso de la enseñanza.

Creo que en gran medida el saber que se pretende trasmitir en los institutos es un saber muerto. Es un conocimiento que en gran medida los alumnos no incorporan a sus vidas. Los alumnos aprueban pero no aprenden.

Esta entrada está escrita para enlazar una entrada sobre esto que ha escrito Joselu. Está aquí y merece ser leída.


Yo, muchos años, a comienzo de curso, me propongo tomarme en serio que los alumnos aprendan. Que les aproveche lo que pretendo enseñarles. Supongo que el fracaso no es total pero es fracaso en gran medida. A lo mejor este año hago el intento con mi compañera de departamento. 

1 comentario:

  1. No es tanto lo que les enseñamos sino cómo se lo enseñamos, pienso yo. El medio es el mensaje como sostenía McLuhan. Yo quiero enseñarles la historia de la literatura española con sus etapas y corrientes. Pero pretendo transmitírselo con medios del siglo XXI, aprovechando sus emociones y su gusto por el juego. El buen vino es bueno siempre pero cambia la forma de tomarlo, el lugar, la ceremonia, los ritos que lo acompañan. Tenemos que acercarnos a la filosofía más luminosa de las nuevas tecnologías. Vivimos un tiempo que nada tiene que ver con lo que pasaba cuando estudiábamos. Hemos de transformarlo todo. Empezando por el modo de relacionarnos con ellos, la evaluación, los medios de transmisión del conocimiento, el mismo concepto de clase, la figura del profesor, la institución llamada escuela. Todo eso es anticuado, propio de otro tiempo que no es este.

    Adelante.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...