07 junio, 2014

Una falacia poco conocida.






Hay una falacia que pasa desapercibida y me gustaría señalar hoy. Yo la descubro con mis alumnos. Le pides algo a uno, por ejemplo, que se siente en un sitio concreto, y responde que es igual, que da lo mismo, que se queda dónde está. Entonces le pregunto: ¿Te parece que da lo mismo un sitio que otro? Y cuando responde que sí, le hago ver que como para él no hay diferencia y para mí sí, nada le cuesta darme gusto.

A veces los partidarios de la monarquía utilizan esta falacia. Dicen que el asunto no es relevante, que hay muchas cosas más importantes, que es lo mismo una cosa que otra. El partidario de la república lo tiene fácil. Si es cierto que no tiene importancia ¿por qué el monárquico se empeña con tanto ahinco en seguir siéndolo?


La falacia es muy común. El que no quiere hacer el cambio le insiste a quien quiere hacerlo en que da lo mismo cambiar que no. Pues si da lo mismo ¿por qué no dejar al otro que haga el cambio, si tanta importancia le ve?

Quie yo sea partidario de la monarquía no me impide ver que a veces se argumenta mal a su favor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...