21 mayo, 2018

ACEPTANDO SER QUIEN SOY.


Pseudópodo, me alegró mucho, como siempre lo hace, que dejases un comentario ayer en una de las últimas entradas. Este blog, creo que te lo dije, con el tiempo  y poco a poco, ha ido cambiando su destinario y hoy se podía llamar "Cartas a Pseudópodo".
Me alegró mucho el comentario pero en seguida me surgió la duda.
¿Me hace bien su comentario? ¿O me hace la puñeta?
Entiéndeme, ahora tu comentario me dará de nuevo ánimos para seguir durante un tiempo escribiendo "para nadie". Y claro que me gusta escribir, y claro que disfruto haciéndolo. Pero al mismo tiempo sería un descanso poder concluir, tras muchas entradas sin comentarios: déjalo, Marcos, esto no va a ningún sitio, estás hablando solo, no te molestes más. 




................ DESCUBRIENDO COSAS.
Mis alumnos estudian en Literatura el tópico del "homo viator". Estamos de paso, esto es un camino. "El hombre que ha terminado no ha hecho sino comenzar" decía Zubiri citando a S. Agustín.
Leí en mi adolescencia o mi juventud "Los tambores" de Reiner Zimnik y he hecho mi vida "esperando", caminando, suponiendo que nos vamos de esta ciudad porque una mejor nos aguarda en otro lugar. Los tambores son la revolución que tenemos que hacer, el cambio que sería necesario en nuestra vida. Los tambores son la insatisfacción, son el deseo de una vida mejor. Son el deseo de excelencia. Los tambores son suponer que un día cambiaremos para mejor, que un día se dará la conversión. 

No hay nada que buscar, pequeño pez. Solo abre los ojos y mira. No puedes dejar de verlo. 

La iluminación es aceptar que no llegará. El pozo está en la sed. "Todo se te da en el presente" le dice Jalics a un aprendiz de meditador que cree que algo especial tiene que sobrevenir cuando está sentado concentrado en su respiración. La meta está en el camino. La Felicidad con mayúsculas es la felicidad con minúscula. No hay que esperar salvación, ya estamos salvados. Solo hay que darse cuenta y vivir celebrándolo. 

En algún momento de Biografía, dice d'Ors que llega un punto en el que uno acepta el lugar que le corresponde. Es un lugar que con anterioridad se despreció por considerarlo insuficiente, por suponerlo excesivamente pequeño y humilde dadas las expectativas que uno imaginaba para sí. Llega el día en el que uno se da cuenta que ese es su lugar y que con toda su pequeñez es dónde mejor está.

14 mayo, 2018

FEMINISMO DESCARRILADO.

Hace años un amigo me explicó lo que se había planteado en  una reunión oficial de profesores de filosofía. Le creí, no era posible que mintiera, pero pensé que los terminos en que me lo contó no serían exactos, supose que daba una versión exagerada o distorsionada.

Estos días lo he visto escrito en un folleto de CCOO.

"4. Incluir, al menos, la misma cantidad de mujeres filósofas que de hombres filósofos en el temario de Historia de la Filosofía (de nuevo, la cantidad importa). Ejemplos de mujeres filósofas a incluir: Marina Garcés, Judith Butler, Donna Haraway, María Zambrano, Hipatia de Alejandría, Mary Wollstonecraft, Hannah Arendt, Chantal Mouffe…"

¿Os dáis cuenta del disparate que supone?

¿Hay que estudiar a Platón? De acuerdo. Pues en pie de igualdad estudiemos también a Hipatia de Alejandría.

Nadie plantearía el estudio de Hipatia de Alejandría si no existieran Sócrates, Platón o Aristóteles. Pero puesto que hay que estudiar a estos grandes del pensamiento estudiemos para compensar a alguna mujer de la época por menguada que fuera su contribución a la historia del pensamiento.

Se nota por muchas cosas, pero estas salidas de pata de banco muestran a las claras lo descarrilado que está hoy el asunto del feminismo.



...............................
En parecido estilo los nacionalistas hacen cosas similares con su tema. Leo en el tercer volumen de los Diarios de Iñaki Uriarte: "En esta ciudad (vive en San Sebastián) hay gente que admira a Unamuno porque era de Bilbao"

12 mayo, 2018

CRONCRETO FRENTE A ABSTRACTO.

Anne Sullivan fue una maestra estadunidense que consiguió comunicarse con una niña sorda y ciega casi desde el nacimiento y enseñarle un lenguaje (la niña tocaba la mano en que la maestra con los dedos deletreaba palabras). La historia se hizo muy famosa debido a varias películas. Una: El milagro de Anne Sullivan. 

Lo que me produce verdadero pasmo es la concreción, la pequeñez y la humildad de la tarea de Anne Sullivan. En aquel momento ella no era famosa, ni sabía que en el futuro lo sería por hacer algo importante. Solo era una maestra intentando enseñar a UNA niña sorda y ciega. A UNA. ¡Qué horror! ¡Qué pequeñez!

Mi pervertida educación siempre habla con palabras mayúsculas: La Humanidad, La Pobreza. Los Ancianos. Esos son los temas que supuestamente a mí me preocupan. Siempre he creído que la vida es LA VIDA. Con mayúsculas. Siempre he buscado el Océano y he despreciado el agua concreta que me rodea.

Es posible que me apuntara a una ONG para ayudar a los ANCIANOS. Pero huyo como de la peste del que tengo cerca: mi padre.





.........................................
Releo entradas publicadas anteriormente y encuentro muy elementales errores de sintáxis y redacción que no corrijo porque me llevaría tiempo. Acepto mi condición. Solo se hacer las cosas así. Corregir, revisar, dedicarle más tiempo antes de publicar no va conmigo. Los lectores que aún tiene este blog, por lo visto, creen que merece la pena incluso con la torpeza de su autor. ¡Gracias, amigos!

06 mayo, 2018

El disparate de "No es no. Yo si te creo."

 Me parece inevitable tratar el papel de los jueces en el sistema democrático en relación con  la sentencia a la manada. Les digo que no se trata de discutir si fue abuso o violación. El problema que quiero tratar es qué hacer si una sentencia no nos gusta.

Les pregunto a mis alumnos si creen que sería bueno sustiuir los tribunales por votaciones populares en Twitter. Dicen que no.
Pero dicen que sentencien bien. Les pregunto si saben ellos mejor que el tribunal lo que ocurrió.

Les pregunto si les parece justo que las protestas comenzaran en la misma plaza a la puerta del lugar donde se leía la sentencia un segundo después de conocerse las penas sin haber leído nada de las más de trescientas páginas que ocupa.

Hay alumnos razonables (alguna alumna en uno de los grupos) y otros menos. Algunos son completamente sectarios y de ningún modo quieren aceptar razones. Muchos ni siquiera conocen los hechos con un mínimo de rigor.
También hay algún varón que se calla y que luego al final se acerca a la mesa para mostrar su discrepancia contra la postura dominante.

Algunas chicas muestran su intención de ir a la manifestación contra la sentencia. Les digo que cuando no se está de acuerdo con una sentencia lo que se hace es apelar a un tribunal superior. Les pregunto si los jueces del tribunal que resuelva las apelaciones debe atender a su conciencia o a las manifestaciones.

NO ES NO. YO SI TE CREO.

Les digo que el tribunal ha creido y así lo recoge la sentencia todo lo que contó la chica. Que yo sepa no ha desmentido ningún hecho de los que la víctima relata en su versión. EL TRIBUNAL TAMBIÉN LA CREE. Les digo que lo que hace dificil este caso (y a dado pie incluso a que uno de los jueces crea que es sexo consentido) es que la chica en ningún momento dijo NO. ¿Cómo es que las protestas insisten tanto en el "no es no"?

05 mayo, 2018

Sobre la lucha contra la discriminación de la mujer.


Imaginad que por cada varón que se suicidara lo hicieran tres o cuatro mujeres.
Imaginad que el fracaso escolar fuera mayoritariamente femenino. Por ejemplo, un 25% de mujeres abandonaran la Escuela antes de terminar la Enseñanza Secundaria frente a un 15% de los varones.
Imaginad que de las personas que mueren en accidente de trabajo nueve de cada diez fueran mujeres.
Imaginad que la esperanza de vida fuera unos años superior para hombres que para mujeres. (Este aspecto seguramente está relacionado con el anterior)
¿Qué se diría del trato que recibe la mujer en esa sociedad imaginaria?
Pues ese es el trato que recibe el hombre en España: se suicida más, fracasa en la escuela más y muere en el trabajo mucho más. ¿Y qué decimos? Pues que la que recibe un trato tremendamente discriminatorio es la mujer.  
La conclusión que he sacado después de leer muchas cosas relacionadas con el día internacional de la mujer es que en España existe una distorsión ideológica que no nos permite ver las cosas como son. Las manifestaciones en Madrid fueron tan multitudinarias como en Kabul y nada parecidas a las de París o Londres . Como si en España fueran tan necesarias como en los países árabes. Un disparate.
Esa visión sesgada, que sobredimensiona unos asuntos y desprecia como irrelevante la igual legal, por ejemplo, se convierte en la corriente de un río que hace imposible nadar contracorriente. 

En la Olimpiada Filosófica de este año una de las charlas fue impartida por, Nemrod Carrasco, el asesor filosófico de la serie "Merlí", una serie catalana para adolescentes de las que algunos de mis alumnos son fans. Trata de un profesor de filosofía que se supone que enseña a pensar a sus alumnos. Creo que no pude pasar del segundo capítulo.
Revolución y utopía era el tema de la Olimpiada. Una parte de la charla de Nemrod Carrasco fue dedicada a que la revolución o será feminista o no será. Hoy si quieres triunfar hay que subirse a ese carro y eso es lo que él hizo. Es lo más fácil y desde mi punto de vista una claudicación. Yo en mis clases he intentado poner de manifiesto que las razones de las protestas no están tan claras aunque nunca nadando contracorriente porque dicen que eso es lo peor que puedes hacer cuando te arrastra un río. Hay que nadar a favor del agua pero acercándote a la orilla.
Uno de los artículos que me pareció más iluminador fue este. Al final se dice que la gente tiene miedo de plantar cara a la vigencia social. Es así. El día 8 de marzo, volvía yo de la meditación en grupo de los jueves y encontré de vuelta a casa la manifestación en plena efervescencia. Por curiosidad de ver el ambiente anduve unos metros con gente hasta que llegó a la Plaza Mayor, tramo que no me apartaba de mi camino a casa.
Al día siguiente una alumna me dijo que me había visto en la manifestación. Podía haberle aclarado que no fui intencionadamente, que fue casualidad que me viera allí, pero me callé.
Creo que he sido en clase bastante explícito exponiendo lo que me parecen tergiversaciones sobre el asunto pero por aquello de una de cal y otra de arena me callé la verdad. O por temor a parecer, una vez más, un disidente.
En fin, vivir para ver.

19 abril, 2018

"Lo que olvidamos", un libro de Paloma Díaz-Mas.

En el programa de Radio Universidad "Todos los libros un libro" le dedican un programa a "Lo que olvidamos", un libro de Paloma Díaz-Mas. De esta autora me encantó su libro sobre gatos del que dije dos líneas aquí. 

Ahora el programa "Todos los libros un libro" tiene un formato dialogado (además de la entrada correspondiente)  y puede escucharse en el blog. A mi, "Lo que olvidamos", que leí antes del programa de radio, me comenzó interesando mucho. Cuenta el modo como su madre se fue demenciando, pero en torno a la mitad me decepcionó bastante. Abandona el asunto de su madre, lo más sustancioso de libro, y se pierde contándonos sus recuerdos sobre el 23-F que no me parecen especialmente interesantes. En el programa de radio que he enlazado, Alberto Sansegundo pone por las nubes el libro y también le ha dedicado otros dos días en su otro programa, "Buscando leones en las nubes". (Ya sabéis de otras veces, combina textos leídos del libro y canciones relacionadas con el tema)

Los archivos pueden descargarse en MP3 y oirlos en el móvil.


https://archive.org/details/LoQueOlvidamos

https://archive.org/details/MomentosPerdidosParaSiempre



Yo es lo que voy a hacer porque es verdad que hay textos valiosos y muy emocionantes, aunque, como os dígo, el libro entero no me entusiasmó. 


12 abril, 2018

Poemas no nostálgicos de Eloy Sanchez Rosillo.

No le entusiasmó a Pseudópodo Sánchez Rosillo según nos decía en el comentario a la entrada anterior. Demasiada nostalgia.
Llevas razón, hombre. Pero si a un poeta le quitas la nostalgia... ¿Qué le queda?

Le quedan cosas como esta:

EL SECRETO. 

Por si acaso se asusta la alegría
y se apresura a irse, 
se la escondo a la gente y no le digo a nadie 
que ha llegado a mi casa después de mucho tiempo. 
Hablo con ella, y con frecuencia verla 
de nuevo tan cercana
me hace llorar, y río. 
Después la dejo sola y yo me voy 
a la calle muy serio. 
A nadie le diré que ha venido a mi casa. 
Espero que esté aquí cuando regrese. 


O como esta otra:


CANCIÓN DE MARZO. 

Abrí el balcón y vi la maravilla:
estaba ahí la primavera.
¿Cómo pudo ser todo así, tan simple?
Algo raro ocurrió. 
El balcón de una casa
cualquiera, en una calle
de una ciudad cualquiera.
Abrí y miré. Eso tan solo hice. 
Y sucedió el prodigio. 
Qué cosa tan extraña. 
Mi casa era un palacio.
Yo era el rey de la vida. 
El balcón daba a marzo, 
a un día de jilgueros. 

Están sacados de su libro "LA CERTEZA". Sanchez Rosillo varía bastante de unos libros a otros, o de unos poemas a otros. Con respecto a su fe en la vida, me refiero. A veces está cenizo el hombre. "Sentimos frío y respiramos muerte" termina un poema.
La certeza, sin embargo, es un libro optimista. Pseudópodo, imagino que tardarás en volver a tener ocasión de dedicarle tiempo pero si un día puedes... prueba con La certeza.

Unos y otros poemas a mí me gustan bastante pero pese a lo que que dice Fernando Aramburu no termina de parecerme un poeta absolutamente logrado y redondo.


11 abril, 2018

Respondiendo a los comentarios en la entrada de "Solenoide"


En Dictamen sobre Dios (pg. 10), que Pseudópodo leyó y parece que no ha olvidado, Jose Antonio Marina explica que la religión ve en las cosas algo más de lo que las cosas parecen.

Lo primero que sentimos al introducirnos en esta selva religiosa es que entramos en un mundo donde las cosas no son lo que parecen. Todas se han vuelto significativas, simbólicas. La percepción, que siempre va más allá de lo dado y completa con la memoria lo que recibe, ahora da saltos de siete leguas. Convierte la realidad en símbolo de otra realidad, lejana y fuerte. La etimología de la palabra símbolo nos da una clave de este modo sorprendente de entender las cosas. El símbolo era una contraseña, una moneda partida que servía para que el poseedor de una mitad reconociera al desconocido poseedor de la mitad restante. La inteligencia, al convertir la realidad en símbolo, afirma un postulado chocante. Lo que vemos es solo la mitad de lo que hay. Lo visible es la llave de lo invisible, que a la vez revelará el verdadero significado de las apariencias.

 En Manzanas robadas de Miguel d'Ors hay varios poemas que tratan este asunto. Copio hoy uno que tiene algo de paradójico pero que repite esta idea.

QUE NO TE ENGAÑE LA VERDAD.

Miro cómo esta rosa, ayer tan fresca, 
se doblega, se apaga y se deshoja
en el silencio del atardecer
como en aquel poema de Ada Negri. 
Imposible no ver en ella un símbolo. 

Miro correr el Lérez
bajo el Puente del Burgo y el Puente de la Barca
y algo dentro de mí se da por aludido. 

"La realidad -medito-
siempre tiene segundas intenciones. 
Cada cosa del mundo es ella misma 
y algo más: un mensaje. 
Cuando sientas llegar la primavera
pregúntate qué está llegando en ella; 
si ves la luna no te conformes con la luna;
en cada voz escucha eso que no 
dice. Que no te engañe la verdad". 

Hay algo de todo esto en Solenoide aunque el autor no lo plantee de un modo explicitamente religioso.

Y parece que d'Ors hubiera hecho este otro poema para responder a Antonio.

HAY MUCHOS

Sentir en lo profundo del alma esta certeza
de que el verde que vuelve cada abril a las ramas
de los castaños es una respuesta, 
y otra la hoja amarilla que se lleva el arroyo, 
y la nube que apaga el sol por un momento, 
y pasa, y se disuelve, y no deja memoria, 
y el canto inopinado de un pájaro en la noche...

Sentir que tantas cosas entre las que transcurren las vidas de los hombres
son respuestas que llegan
desde el ardiente reino del Misterio, 
y que no obstante hay muchos que no tienen 
preguntas para ellas. 

08 abril, 2018

Una presentación de Solenoide.

En este vídeo explico la impresión que tengo de Solenoide. Me faltan por leer 150 páginas, tiene ochocientas.

Si no sabéis si quereis leerlo podíais leer, en alguna biblioteca, el capítulo 9. He pensado que podía hacer un vídeo con su lectura. He repasado toda la primera parte hasta el capítulo 10 y ese capítulo me parece muy significativo. A mí me encanta.


29 marzo, 2018

Un supercortometraje iraní sobre el cuidado.



Primero tenéis que ver este pequeñísimo corto iraní. Solo luego tiene sentido leer lo que sigue. Es un versión reducida que corre por guasap. El corto completo dura 6 minutos pero yo prefiero la versión reducida.

Aquí está el original. Más artístico pero no más expresivo.


Creo que la felicidad que produce tener una mascota tiene que ver con la capacidad que tenemos de dar, de cuidar, de amparar, de proteger, en definitiva: de amar. Esa es al menos mi experiencia con los gatos. Cuido de ellos y eso me da gozo.

El corto me parece hermoso porque nos muestra la preocupación del hombre por salvar la vida del pececillo -la ansiedad que produce pensar que no va a poder salvarlo es breve pero real-. E inmediatamente la alegría del final feliz. Que no es únicamente que el pez sobrevive sino que sugiere que animalillo lo agradece.

Muestra de amor y respuesta de agradecimiento.

Puede ser poco realista tratandose de un pez, pero no podéis negar que es hermoso.


---------------------------------------
"También he decidido regar mis plantas y cuidar de un animal".
Sacado del capítulo titulado "Ética de la atención y del cuidado" de Biografía del Silencio de d'Ors.

 En un Investigación y Ciencia atrasado he encontrado un artículo sobre "Neurociencia de la meditación" que aún no he leído. Pero he visto un vídeo de Richard Davidson, que ha estudiado el asunto, en el que habla de cuatro factores muy importantes para el bienestar que son: la resiliencia, la visión positiva, la atención y la generosidad. Este último sería el que tiene que ver con esto.

CODA PRESCINDIBLE............................................
Uno de los miedos con los que convivo es hacer algo que pudiera dañarlos. Por ejemplo, imaginad que me voy a a dormir y los olvido fuera, en mi balcón, en una noche heladora. No sé si pueden sobrevivir a una helada fuerte en determinadas condiciones. ¡Me produce angustia solo de pensarlo!
El horror no nace solo de pensar que pudieran pasarlo muy mal o llegar a morir. A ese se añade otro: ser yo el causante de ese daño, aunque involuntariamente.

15 marzo, 2018

PARECIDOS RAZONABLES

"Tras mucho pensarlo, he concluido que lo que más me gusta de meditar es que resulta un espacio –un tiempo- no dramático. A quien no medita le gusta, por lo general, vivir con emociones; a quien medita, en cambio, sin ellas. Al meditar se descubre que a la vida no hay que añadirle nada para que sea vida y, todavía más, que todo lo que le añadimos la desvitaliza."

"Lamentablemente, todos solemos estar demasiado enamorados del drama. En cuanto nos percibimos como seres no dramáticos, ¡nos aburrimos de nosotros mismos! Nos inventamos los problemas y las dificultades para sazonar nuestra biografía"

Pablo d'Ors "Biografía del silencio"

 --------------------------------------------------------------------

No quiero más dramas en mi vida,
solo comedias entretenidas.
Así que no me vengas con historias de celos, llantos y tragedias, no.
 

Si me llamas para lo de siempre,
no te molestes,
no me interesa ya.
Lo repito por si no lo entiendes,
me cansa estar triste
y no me compensa más.
He decidido enterrar el dolor y la pena,
voy a olvidarme de los problemas.

No quiero más dramas en mi vida,
solo comedias entretenidas.
Así que no me vengas con historias de celos, llantos y tragedias, no.

¿Que más da
si todo es mentira?
¿Que más da
deja que me ría?
¿Que más da
si al final el día...?
¿Que más da?
Va a acabar igual. 


Alaska.

12 marzo, 2018

¿Es la muerte de Gabriel un caso inexplicable?

Hace ya mucho tiempo se trató en el blog de Pseudópodo los casos de maltratos a niños en las familias con "padrastros" o "madrastras".

Pseudópodo leyó entonces un libro que descubre cosas que nos servirían para explicar muertes como la de Gabriel. O lo que parece que es, con lo que sabemos hoy, la muerte de Gabriel.

El libro es "La verdad sobre Cenicienta" de Daly y Wilson y en el se habla de la mayor probabilidad que tiene un niño de sufrir maltrato si convive, no con su padres biológicos, sino con "las nuevas parejas de sus padres biológicos" tras un divorcio, por ejemplo. Pseudópodo reseñó el libro aquí y yo poco más puedo decir. 

Bueno, sí. Que hubo otra entrada en su blog en que se hablaba de asuntos cercanos a ese. 
Esta. 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...